1.20.2010

Un balcón imaginario.....


Hay un balcón imaginario..... es el balcón de la vida, está dentro de cada uno de nosotros. Si consigues encontrarlo puedes ver tu vida desde una perspectiva mucho mas amplia..... mas objetiva.

Cuando crees que ya no puedes soportarlo mas..... cuando estás al límite del aguante, y no quieres seguir viviendo esa cruda realidad.....cuando el dolor y la fatiga se apoderan por completo de tu ser y lloras renegando por lo que te ha tocado vivir...... es cuando puedes encontrar ese balcón. Si te asomas a pesar del vértigo que produce, podrás buscar entre las penas y suplicios..... podrás ver el camino que está escondido entre el dolor y la desesperación....encontrarás la salida del laberinto...

Hoy he visto ese balcón, me he asomado y he buscado la salida.... y la he encontrado, pero el dolor ha salido conmigo.... la fatiga ha salido conmigo; porque esté donde esté siempre me acompañarán, y cuando yo me muera se irán a buscar a otra víctima.... y la atormentarán toda su vida.

Al asomarme al balcón he visto cosas tan bonitas..... me he visto viajando por el mundo, tomando el sol en una bonita playa, escalando montañas, haciendo senderismo.....me he visto disfrutando de la vida. En una parte de esa vida desde el balcón quedaba con un grupo de amigas y nos íbamos de compras, en otro tramo me he visto trabajando en mi negocio.....decorando hogares, derrochando imaginación. En verano me he visto en un hotel de vacaciones ¡qué gozada!

Solo puedo decir que al asomarme al balcón he podido ver una vida preciosa, llena de ilusión y esperanza.....con risas, diversión y energía. Después he dejado el balcón y he sentido tristeza porque todas esas cosas del balcón..... son las que no podré vivir porque el dolor y la fatiga e encadenan.....

Desde el balcón de la vida he visto la salida del laberinto..... y gracias a ello podré soportar otra temporada mas la fibromialgia y la fatiga crónica.... pero me sentiré triste por todas esas cosas tan bonitas que no podré hacer, y al mismo tiempo me sentiré dichosa por las cosas tan bonitas que me demuestran los míos.... intentando paliar mi sufrimiento.

Es muy triste lo que acabo de escribir, pero es la cruel realidad.

Pero no quiero acabar este escrito sin decir que antes de "esta dura realidad" he sido muy feliz, y que tengo momentos de dicha....que aunque son muy pocos, son mas intensos....

Y por muy extraño que pueda parecer, estoy agradecida con la vida, con mi vida.....aunque me gustaría mas la vida del balcón...esas cosas que me perderé.....pero estoy segura que si vuelvo a asomarme mas adelante podré ver las cosas que realmente puedo vivir y que serán bonitas, porque la fibromialgia tiene poder, pero yo tengo mas fuerza de voluntad que dolor, y eso me ayuda a ser feliz a pesar de todo.

Además hay otro balcón....el de la esperanza, que es real y está al alcance de todo aquél que quiera asomarse..... yo me estoy asomando ahora mismo el.votar

*cuchu*

4 comentarios:

  1. Que bella reflexión para tan dura entrada, Cuchu. Pero veo mucha esperanza irradiando detrás de tanto dolor.

    Muchos besos en tu corazón, Cuchu.

    ResponderEliminar
  2. Gracias Onminayas.....la verdad es que tengo mucha suerte, porque soy una persona muy positiva a pesar de lo que me ha tocado vivir....Además todos sufren en la vida por una u otra causa.... lo importante es saber disfrutar los momentos que te ofrece la naturaleza, los sentimientos bonitos de los demás, e infinidad de cosas que se nos ofrecen...

    Un montón de besos de gratitud por el cariño que desprenden tus palabras

    ResponderEliminar
  3. Anónimo4.4.10

    HOLA CUCHU SOY SILVIA LA CUÑADA DE TU HERMANO JOAKIN...UN SALUDO

    ResponderEliminar
  4. Silvia me alegra saber que has leído esta entrada....estoy a tu disposición para todo lo que pueda servirte de ayuda.
    Hay que aprender a vivir la vida de una forma distinta a como era antes...solo eso Silvia.
    No podrás evitar lo inevitable, pero si puedes decidir cómo encajarlo....espero que te pongas en contacto conmigo.

    Un beso

    ResponderEliminar

Las huellas hacen el camino... gracias por dejar la tuya