5.20.2011

Un poco de todo


Hoy tengo una ensalada de cosas que decir, una buena noticia, otra mala, y muchas que no se en que bando meter.
Llevo una larga temporada que publico poco y visito menos a mis ami-bloggers. Me gustaría mucho poder tener una continuidad y dedicación a mis blogs, porque siento la necesidad de escribir, plasmar ideas, pensamientos… sentimientos; pero para eso es necesario tiempo y energía. Lo primero lo tengo, lo segundo me falla y es una gran putada. Quiero presentar a concurso un relato infantil y uno juvenil… tengo el boceto de la historia juvenil, que es muy entrañable y me hace mucha ilusión desarrollar los personajes, su psicología, carácter, etc… construir un escenario de acción para ellos y dejar que vayan resolviendo situaciones. Sólo me falta un poco de energía para llevarlo a cabo. Quiero modificar mis cuentos infantiles, porque ahora que sé más me doy cuenta de los muchos fallos que tienen. Estoy también en ello, y poco a poco… muy despacito lo estoy haciendo. Tengo seis cuentos muy avanzados, y ahí están esperando a que los termine… tantas cosas inconclusas por esa falta de energía física, que me obliga a dejar el teclado. De modo que si de repente publico cien cosas a la vez, ya sabéis porqué es. El relato juvenil me llevará tiempo porque voy a tener que moverme y hablar con ciertas personas para poder desarrollar la historia con veracidad, y tengo que darme prisa porque se presenta a concurso en agosto, creo. Si no me da tiempo, lo presentaré en el próximo.
La noticia buena, es referente a una amiga mía, que editará un libro… la mala es referente a una tía, a la que quiero mucho y ha llegado al final de su camino, porque ya vivió su vida, y el resto ya las he contado, que no es que sean noticias, pero son pensamientos que quería dejar en este rincón.
Dejarme un poquito de energía prestada cuando paséis por aquí, os recompensaré con mucho cariño.
Un feliz fin de semana a todos. Besos


Maria Jesus

10 comentarios:

  1. Pues si, es una ensalada bien aliñada eso si, llena de materias primas, tan buenas, tan ricas y sabrosas, que estoy convencido convencerá a todos los comensales.
    De hecho no hay más, porque a pesar de la buena intención de los que van a comer a dicho restaurante, son demasiadas las ocasiones en las que uno se encuentra el cartelillo de " cerrado por vacaciones", o " cerrado porque se ha puesto malo el cocinero". Y no les digo nada si hay invitados y se cierra el restaurante, sin previo aviso.
    Sin embargo, vuelven a alegrarse y van a comer ensalada buena al reabrir el restaurante. Yo la quiero ilustrada, yo llena de vegetales, yo con una ración extra de nueces y queso... dicen otros. Pero les gusta.

    Querida amiga, te mando toda mi energía positiva para que te sirva de empujón y acabes los proyectos (tan bonitos e ilusionantes) que inicias.
    Cuenta conmigo. Abrazo. Jabo

    ResponderEliminar
  2. Jabo,
    Me anuima muchísimo tu comentario porque, tienes razón, que son demasiadas veces las que el cocinero deja a los comensales sin ensalada... pero hay cocineros con mucha suerte si a pesar de todo no son olvidados. Esta cocinera pide perdón por las veces que os deja sin ensalada, y te doy un abrazo muy grande por la inyección de energía positiva que me has dado. ¡Tengo mucha suerte de tener a un Jabo en mi vida! jajajajja. Cada día te aprecio más.
    Por cierto he recibido una llamada que ha ayudado muchísimo... Besos mil Jabo.

    ResponderEliminar
  3. Esto es algo que no suele ocurrir muy a menudo a todos por sobredosis de trabajo. Es cuestión de tomárselo con calma y de ir haciendo y terminando cada cosa aunque tengas que dejar temporalmente las otras. El consejo de Jabo es muy bueno. Por mi parte también te envío toda mi energía para que sigas adelante con tus proyectos.
    Saludos, y un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Vaya,vaya... He llegado hasta aquí de casualidad y tras leer el post y los comentarios, me he dado cuenta de que hay ensalada de menú. Me gustan todas, ya lo aviso, y me adapto bien a cualquier mezcla.
    Aunque ya he leído que la cocinera anda algo desanimada, tiene suerte de tener buenos comensales esperando la apertura del restaurante. y ya no te digo, si como yo, encuentras la fortuna de llegar como nuevo comensal justo en el día en que está reabierto.
    Cuchu... yo, que entiendo mucho de esos desánimos temporales, te voy a dejar como reflexión una frase que me gusta mucho y que dice así. ¿Sabes qué es lo mejor de los días malos...? Que también pasan.
    Ánimo amiga, por lo que he leído tienes un montón de proyectos esperando y el tiempo suficiente para llevarlos a cabo. ¿No te das cuenta de lo afortunada que eres? Eso es tanto como tener sueños y vida para cumplirlos, corazón, y nunca olvides que los sueños son el alimento del alma.
    Es muy facil rodar cuando se está bien, porque la vida te va desplazando sin apenas esfuerzo, y es precisamente en esos momentos de bajón, cuando hay que sacar als fuerazas para desplazar las ruedas. ¡Seguro que puedes hacerlo!

    Un abrazo que te abrace en la distancia.

    ResponderEliminar
  5. Siento de veras lo de tu tía y no sé cómo animarte ante una pérdida tan cercana. No obstante, seguro que ella se sentiría orgullosa de tu talento, tesón y el encanto de tus relatos. Admiro tu gran creatividad y la entrega con que te dedicas a esos millones de miniproyectos que te salen al paso y que tienes entre manos. ¡Suerte en el concurso!

    Un besazo.

    ResponderEliminar
  6. Carlos,
    gracias, me quedo tu aportación de energía... iré terminando cosas y me centraré especialmente en el relato para el concurso. Muchas gracias por tu generosidad. Un abrazo muy fuerte.

    ResponderEliminar
  7. Alma,
    un gran comentario, lleno de optimismo, que además me es muy útil porque hay un par de cosas que se me han quedado... "¿Sabes qué es lo mejor de los días malos...? Que también pasan."
    ..."tienes un montón de proyectos esperando y el tiempo suficiente para llevarlos a cabo. ¿No te das cuenta de lo afortunada que eres? Eso es tanto como tener sueños y vida para cumplirlos". Gracias por recordarme estas cosas. Me alegra mucho tenerte aquí. Un beso volador que llegue hasta ti.

    ResponderEliminar
  8. Nuncajamás,
    me anima bastante que me leas, yo también te admiro mucho... prometo que voy a hacer el esfuerzo de visitaros a todos un dia a la semana, porque me gusta leer vuastras cosas y merecéis que os lo hagan saber.
    Un cariñosisimo abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Nos damos la mano querida Cuchu...yo es por una anemia enorme que tengo y la verdad te comprendo amiga...pero se que podrás con ello...hay que animarse cielo...un abrazo muy cariñoso...

    ResponderEliminar
  10. Arwen, cuida esa anemia cielo, que tienes que estar fuerte para escribir esas cosas tan bonitas y que tanto me gustan.

    Otro abrazo para ti

    ResponderEliminar

Las huellas hacen el camino... gracias por dejar la tuya